El pan, según Ibán Yarza.

 

En Casa Ruiz, nos tomamos el pan muy en serio. Nuestra obsesión es encontrar las mejores harinas para que tu, el panadero casero, puedas disponer de ellas con facilidad y en las cantidades que necesitas. Ibán Yarza es, al igual que tu, un panadero que amasa y hornea en su propia casa. Su horno es como el tuyo y dispone de tus mismas herramientas. Te recomendamos sus videos en youtube que son fantásticos y te enseñan a hacer todos los procesos: amasado, reposo, horneado, etc desde el principio y fácilmente. Sus dotes de comunicador y su encanto personal te engancharán desde el primer video.

La receta de hoy: Pan sencillo sin amasado,  esta copiada, textualmente, del libro: “Pan casero”  escrito por Ibán Yarza y publicado por Larousse.

Ingredientes:

Harina panificable :  475 g

Harina integral: 25 g

Agua 66%  330 g

Sal  10g

Levadura fresca 5 g (ó 1,5 g de levadura seca)

Semillas variadas (girasol. lino, sésamo, etc.)  150 grs.

Elaboración:

Disuelve la levadura en agua tibia (25º C). Mezcla todos los ingredientes enérgicamente con una mano. La masa quedará pegajosa, es como debe ser. Si no lo está, añade mas agua. Deja que repose 5 min. en el bol y luego dóblala una vez. Para ello, coge la masa con la mano, como si fuera una pala, estírala con cuidado y dóblala sobre sí misma.

Cubre el bol con alguna tapa hermética para que la masa no se seque una vez la hayas introducido en la nevera (o film transparente). Según la temperatura del frigorífico, convendrá que lo coloques en una balda superior (si es muy baja) o en una inferior (si no enfría mucho o es una nevera que se abre mucho). La idea es que la masa se meta en la nevera con la fermentación iniciada. Al día siguiente, la masa habrá ganado volumen. Si por un casual no ha crecido nada, déjala a temperatura ambiente durante una hora. Con cuidado da la vuelta a la masa sobre una superficie enharinada y forma, con delicadeza, un rectángulo. Corta dos piezas largas del mismo tamaño.

Para decorar las piezas, pasalas primeropor un paño húmedo y luego por una capa de semillas, y disponlas después en una hoja de papel de hornear con cierta distancia entre ellas.  Con delicadeza, retuerce las barras hasta crear un pan de forma helicoidal. Déjalas que fermenten un par de horas. Mételas al horno precalentado a 250ºC  y crea un golpe de vapor vertiendo 1/2 vaso de agua en una bandeja metálica, ya caliente, que habrás situado en el fondo del horno. Transcurridos 10 minutos baja la temperatura a 220ºC, retira la bandeja y continúa la cocción otros 20 minutos. Si quieres obtener una corteza mas crujiente, apaga el horno y deja que la pieza repose en su interior otros 20 minutos con la puerta del horno entreabierta.

Pues hasta aquí la maravillosa receta de Ibán. Te recomendamos, de nuevo, que no te pierdas sus videos y este libro “Pan casero”,  con fotografías de todo el paso a paso, que te ayudarán a lo largo del proceso.

Nos vemos en Casa Ruiz!

 

Imprimir
Entradas recomendadas
Showing 2 comments
  • Belén
    Responder

    Mi asignatura pendiente, el pan y los bizcochos 🙄

    • Josemaria
      Responder

      Y no te parece fácil empezar con esta receta? Pase lo que pase lo importante es no desanimarse y seguir intentando…

Dejar un comentario