Brownies

 

El brownie es una preparación muy popular. Simplemente incorporando un poco de aire a la masa conseguiremos una textura mas cremosa que le da a este dulce un toque delicioso. Aquí te ofrecemos la receta base para que puedas experimentar añadiendo frutos secos, frutas, etc.

 

Ingredientes:

350 gr de cobertura de chocolate negro

25 gr de cacao holandés

350 gr de mantequilla

6 huevos

500 gr de azúcar de caña claro

280 gr de harina floja

2 CS de café instantáneo

1 CC de sal

Elaboración:

En un cuenco ponemos la mantequilla, la cobertura de chocolate, el cacao y el café instantáneo. Ponemos el cuenco sobre un cazo de agua hirviendo y removemos hasta que el chocolate esté derretido y la mezcla ofrezca un aspecto liso y brillante. Reservamos.

En un segundo cuenco mezclamos los huevos, el azúcar, la sal y los blanqueamos bien hasta conseguir una mezcla espesa. Para esta operación nos ayudaremos con unas varillas eléctricas.

Vamos integrando poco a poco la mezcla de huevos con la de chocolate. Usaremos una espátula de silicona para evitar que se nos desinfle la mezcla. Una vez mezclado añadimos la harina tamizada y con el mismo cuidado lo movemos todo.

Con un poco de mantequilla extra engrasamos un molde rectangular. Nosotros usamos uno para estas cantidades de 23 x 33 cm. Una vez engrasado lo forramos con un poco de papel de horno y lo engrasamos a su vez. Dejaremos un poco de exceso de papel en los lados para ayudarnos a desmoldarlo una vez terminado el brownie.

Calentamos el horno a 160 grados. Ponemos la mezcla en el molde engrasado y lo alisamos bien con una espátula. y lo cocemos durante 40 minutos, lo dejamos enfriar sobre una rejilla y lo desmoldamos. Cortamos en porciones y servimos.

Emplatado:

Tradicionalmente el brownie se sirve cortado en porciones cuadradas. Puedes completarlo con un poco de crema Chantilly por encima. También combina muy bien con una salsa toffe templada, e incluso con una ganache  de chocolate. Si tienes la casa llena de niños no te compliques, sírvelos tal cual, les encantarán.

Trucos:

Si tienes un robot de pastelería tipo Kenwood o Kitchen-aid este es el momento de usarlo, te facilitará mucho el proceso de blanqueado de los huevos con el azúcar. No te olvides que para este proceso es mejor que los huevos estén a temperatura ambiente.

Cuando estés integrando la harina con la mezcla de chocolate no lo hagas de golpe. Es mejor que la vayas mezclando en tres veces para evitar los grumos. No lo trabajes en exceso o los brownies quedarán duros.

El molde hay que forrarlo si o si. De lo contrario se pegará el brownie y será imposible desmoldarlo. No utilices papel de aluminio, no tiene la fuerza suficiente y se romperá.

Si tu horno no calienta de manera uniforme es buena idea sacarlo a media cocción y darle la vuelta.

Nos vemos en Casa Ruiz!

 

 

Imprimir
Entradas recomendadas

Dejar un comentario

0

Al continuar utilizando nuestro sitio web, usted acepta el uso de cookies. Más información

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra POLÍTICA DE COOKIES, pinche el enlace para mayor información. Además puede consultar nuestro AVISO LEGAL y nuestra página de POLÍTICA DE PRIVACIDAD

Cerrar