Curry de pollo con coco y anacardos.

 

La lista de la compra para esta receta pude parecer un poco larga, ya que utiliza muchas especias para realizar la mezcla del curry. Optimiza tu tiempo y compra mas cantidad de especias y tendrás curry casero listo para usar en cualquier momento.

Ingredientes:

1 Kg de contramuslos de pollo sin piel y deshuesados

200 gr de anacardo crudo

100 gr de coco en láminas

1 cebolla picada

1 puerro picado

2 varas de apio picadas

2 dientes de ajo

1 trozo de jengibre fresco

cilantro fresco picado

1 CS de concentrado de tomate

zumo de 1/2 limón

1 lata de leche de coco

Caldo de pollo casero

Especias:

3 clavos

4 semillas de cardamomo

1 CC de semillas de comino

1 CC de semillas de cilantro

1 CC de semillas de hinojo

1 CC de cúrcuma

1 CC de pimentón picante

Elaboración:

Lo primero que vamos a hacer es tostar, levemente, las especias en semillas para preparar el curry. Sabemos que están listas cuando podamos oler su aroma.

Tenemos el pollo en trozos preparado en un bol.

Lo mezclamos con el jengibre rallado y el ajo majado en un mortero.

Añadimos las especias en semillas tostadas, trituradas con un molinillo.

Espolvoreamos con la cúrcuma y el pimentón.

Regamos con el zumo de limón y dejamos macerar 15 minutos a temperatura ambiente o hasta 1 hora en la nevera.

Tostamos el coco en una sartén sin nada de grasa. Lo trituramos junto con los anacardos (150 gr, los otros 50 gr restantes los reservamos para la decoración) hasta conseguir un polvo fino.

Doramos el pollo en una olla unos 5 minutos retiramos.

Pochamos la cebolla, puerro y apio hasta que estén transparentes. Añadimos el concentrado de tomate y removemos.

Añadimos el pollo junto con el liquido que haya podido soltar, el caldo, la canela y el polvo de anacardo y coco. Cocemos 30 min.

Añadimos la leche de coco y cocemos 5 minutos hasta que espese.

Servimos espolvoreado del resto de anacardos y cilantro fresco picado.

Emplatado:

Como siempre que preparamos curry, elegimos nuestra vajilla mas exótica. No importa si no son del mismo juego. La mezcla de estampados y formas diferentes, traerá un poco de la belleza y exuberancia de la India a nuestra mesa.

Trucos:

Si vas a servir el curry con arroz basmati de guarnición, añade un poco de leche de coco al agua de cocción. Quedará perfumado y riquísimo.

Puedes servirlo con bulgur, couscous o pasta. No sobrecargues la guarnición de sabor, se apreciará mejor el aroma del curry.

Varía las especias a tu gusto. También puedes añadir semillas de mostaza, anís verde, cardamomo negro, etc.

Si usas un pollo entero, en lugar de los contramuslos, se abaratará mucho el plato y también quedará muy rico.

Nos vemos en Casa Ruiz!

Imprimir
Entradas recomendadas

Dejar un comentario

0